Universitat Oberta de Catalunya

Ideolab

Mosaic: ¿Dónde y cómo surge la idea de crear Ideolab? ¿Qué ideas o expectativas iniciales había y cómo se ha visto Ideolab modificada con el paso del tiempo?

Ideolab: Ideolab surgió en julio de 2001 con el fin de realizar proyectos de arte interactivo. Desde entonces hemos colaborado con revistas y entidades de distintos medios. En un principio, nuestro propósito era crear una web a modo de escaparate donde se pudieran ver los trabajos que íbamos realizando. De este modo, Ideolab nació como un laboratorio virtual de diseño experimental.

El planteamiento de nuestro proyecto nos permitió desde el principio colaborar con revistas y entidades de distintos medios. A partir de ahí han ido surgiendo otro tipo de proyectos y colaboraciones con revistas: con la revista online Espacio Luke, con la plataforma Belio en su revista gráfica BelioMagazine, con diferentes webs de diseño…

Ideolab ha sido premiada en varios portales de diseño y revistas (e-zines) especializadas (L1NK5, Flash-es). En el último año ha aumentado el número de accesos a la página hasta llegar a 96.000, además tenemos la satisfacción de haber sido seleccionados para participar en la exposición Energías Renovadas.

Mosaic: ¿Cuáles son vuestros respectivos orígenes profesionales y cómo los compagináis actualmente con Ideolab?

Ideolab: Cada uno viene de un mundo diferente. Carlos hizo Imagen y Sonido y luego estudió Comunicación Visual en París mientras trabajaba en un estudio fotográfico. Desde entonces ha estado trabajando en diferentes empresas como diseñador, hasta que hace unos meses montó su propio estudio, Ideolab Interactive, para todo tipo de proyectos comerciales.

Elena hizo la carrera de topografía, y luego estudió programación y diseño. Actualmente trabaja como diseñadora web y gráfica en una empresa.

Leire estudió primero Filología Francesa y luego en París junto a Carlos. Una vez en Vitoria estudió también diseño gráfico y diseño web. Ahora trabaja con Carlos y estudia en la Escuela de Artes.

El diseño profesional y el proyecto Ideolab los compaginamos metiendo muchas horas, dedicándonos a Ideolab después del trabajo y los fines de semana. Y en cuanto sale un curso, o unas conferencias, o un festival, ahí estamos… Cada uno de nosotros ha realizado diferentes cursos monográficos, desde tipografía e identidad corporativa hasta programación… y hemos asistido a diferentes festivales de Flash: Offf (Barcelona), Mad in Spain, etc…

Mosaic: ¿Cómo se distribuyen y organizan las tareas en Ideolab? ¿Varía mucho el sistema respecto al trabajo para clientes comerciales?

Ideolab: Para cualquier proyecto que se nos plantea, ya sea comercial o artístico, lo primero que hacemos es una reunión de los tres para analizar el proyecto, creando ideas. Es decir, se plantea el problema y comentamos todo lo que se nos ocurre acerca de él. Lo apuntamos todo e intentamos llegar a conclusiones, por lo menos para poder partir de ellas. Repartimos las tareas: búsqueda de documentación, realización de fotos, de vídeos, programación… y se fija la siguiente reunión.

Hasta entonces cada uno trabaja por su cuenta, y la relación se mantiene a diario mediante correo electrónico. En las siguientes reuniones, ya más centrados, se sigue discutiendo sobre el proyecto, cada uno plantea su trabajo y a partir de ese momento comenzamos con el desarrollo.

El desarrollo se lleva a cabo entre los tres, aunque cada uno esté como quien dice especializado en algo: Elena se encarga más de lo que es programación, Carlos hace la parte de diseño y montaje de audiovisuales y animación, y Leire trabaja en el diseño gráfico. Parte del desarrollo se trabaja de forma individual, y otra parte se reparte entre los tres: los retoques, las dudas, el resolver algunos problemillas….

Mosaic: Ideolab investiga sobre interacción a través del proyecto Experiencias, piezas cortas de temática crítica que inducen a la participación del usuario. ¿Qué tipo de participación persiguen tales piezas y qué nuevas ideas o reflexiones os han aportado sobre interactividad y diseño?

Ideolab: La base que perseguimos es la comunicación, expresarnos sin más restricciones que las que nosotros mismos nos pongamos. De esta forma hemos llegado a conclusiones muy importantes para seguir avanzando, como por ejemplo no abstraernos si queremos una reacción mayor del público.

En un principio creábamos piezas más abstractas, ya que iban dirigidas a un público más especializado. Al estar expuestas sólo en Internet el público es más “reducido”, y se supone que el que accede a este tipo de webs (de arte, de diseño) conoce el tema. Pero al querer sacarlo de Internet y exponerlo en un museo (ya que nuestra intención era llegar a un público más amplio), cualquier persona que se atreva a tocar el ordenador tiene que verlo claro, y de ahí nuestra decisión de ser más claros y directos.

Mosaic: En vuestras creaciones es frecuente el uso de Flash, ¿lo utilizáis también a menudo en vuestros proyectos profesionales?

Ideolab: Lo utilizamos habitualmente porque nos aporta muchísimo respecto a otro tipo de tecnologías web, pero lo consideramos una herramienta más y tenemos claro que en el momento que otra nos dé más cambiaremos sin problema.

Para nosotros, una de las grandes ventajas de Flash es la versatilidad para realizar todo tipo de proyectos, desde aplicaciones muy complejas a gráficos animados de todo tipo. En todos nuestros proyectos hay una parte visual muy importante, pero también, y no menos importante, una parte de programación. Flash nos permite combinar esos aspectos de forma muy práctica.

Mosaic: ¿Cuán importante es para crear con Flash el dominio de ActionScript?

Ideolab: Es importante tener una buena base de ActionScript, pero no tienes que ser un gran experto para hacer proyectos interesantes. Además, creemos que es imposible programar en todo tipo de tecnologías, por lo que pensamos que conociendo de todo un poco y buscando ayudas para cosas más amplias se pueden hacer piezas muy interesantes.

Mosaic: ¿Qué importancia dais en definitiva al uso de determinadas herramientas para vuestro trabajo? ¿Qué otros programas utilizáis y por qué?
I: El ordenador no deja de ser una herramienta, todo lo que es diseño lo plasmamos en un principio en papel, el ordenador no lo tocamos hasta que empezamos ya con las ideas claras respecto a la realización del proyecto. Utilizamos sobre todo Photoshop, Freehand, y cualquier otra aplicación que nos ayude.

Mosaic: Respecto a los proyectos externos destacan múltiples colaboraciones con el mundo editorial (como en el caso de la revista Belio), pero especialmente relevantes son los dos proyectos expositivos realizados hasta la fecha: ¿nos podríais comentar más detalladamente en qué ha consistido el proyecto Urbana Global (exposición de arte interactivo), y Energías Renovadas, vuestra exposición más reciente?

Ideolab: Urbana Global ha sido seleccionado por el Departamento de Cultura del Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz para su realización y exposición en el Centro Cultural Montehermoso, del 9 de enero al 15 de febrero de 2004. Además, tras la exposición, el proyecto permanecerá en Internet a partir del 1 de marzo y durante un año.

Uno de nuestros objetivos principales era acercar el arte interactivo a un público más amplio, utilizando para ello un museo. Y una vez en la sala intentar que el usuario interactuase con cada una de las piezas. Además de la interacción, la aleatoriedad es una de las bases de nuestro trabajo, por lo que cada usuario verá nuestra obra de forma diferente.

Energías Renovadas es una exposición de diseño gráfico organizada por Belio en el Centro Conde Duque de Madrid, del 15 de enero al 15 de marzo. Recoge las obras de una selección de 50 estudios de diseño a nivel internacional, que destacan por su corta edad y su frescura, y nosotros hemos sido uno de los estudios escogidos.

Mosaic: Como profesionales e interesados al mismo tiempo en arte digital, ¿cómo valoráis el trabajo del diseñador gráfico para ambos contextos? ¿Y del diseñador web? ¿Tienen roles muy diferentes?

Ideolab: Básicamente es lo mismo, lo único que los diferencia es el soporte, el público al que puede ir dirigido y las normas de usabilidad. Nosotros hacemos diseño web y gráfico y trabajamos de igual manera, cambian las herramientas pero el planteamiento es el mismo: reuniones, ideas, conclusiones, bocetos, más reuniones, más bocetos y más trabajo…

Mosaic: ¿Cuáles son vuestros principales referentes a la hora de diseñar?

Ideolab: Son muchísimos los nombres que nos van influyendo, desde Arnaud Mercier a David Carson. Sobretodo creemos en que todo a tu alrededor te influye, las calles, el cine, la lectura, etc. Nos gusta la idea de ir de observador por ahí, es donde mejor fluyen las ideas.

Mosaic: ¿En qué punto creéis que se puede empezar a hablar de arte o creación digital o cuándo pensáis que ciertas cosas se restringen al ámbito comercial? ¿Qué marca los límites de forma más decisiva: el cliente, el contexto, la estética?

Ideolab: La diferencia la marca el fin, el objetivo de cada proyecto. Vender, mostrar, expresar, comunicar… Para nosotros el arte es la comunicación, la expresión ante todo.

Mosaic: ¿Hacia dónde os gustaría evolucionar profesionalmente?

Ideolab: Hasta el punto de que el cliente deje todo en nuestras manos confiando al 100%, y seamos nosotros los que pongamos las condiciones.

Mosaic: ¿Y en el plano artístico, en qué tipo de proyectos inéditos os gustaría involucraros, o qué tipo de experiencias relacionadas con el arte digital os gustaría probar?

Ideolab: Ahora mismo queremos seguir moviendo Urbana Global, buscar otros sitios donde exponerlo: eventos, festivales, museos, galerías… y darlo a conocer.

Además queremos aprovechar un tiempo para seguir investigando y estudiando. Nos encantaría hacer los créditos de alguna película, o trabajar para alguna discográfica. O hacer alguna sesión de video-djs, experimentar con el graffiti, etc. En conclusión, experimentar nuevos campos.

Mosaic: ¿Qué valoración hacéis del actual panorama profesional del diseñador gráfico y del diseñador web? ¿Qué cualidades creéis que debe tener un profesional que quiera especializarse en estos campos?

Ideolab: Todavía somos muy jóvenes como para hacer una valoración del mundo del diseñador, habría que ver cómo está en otros países, ciudades, y así comparar. El problema creemos que radica sobre todo en la concepción que se tiene del diseño.

No se toma en serio; “cualquiera puede diseñar” porque se ve como un juego, y ahora más con el acceso a los ordenadores, el ordenador te facilita las tareas del diseño pero no diseña.

Para nosotros un diseñador debe ser de mente muy abierta, que sea curioso y sobre todo que le apasione su trabajo porque si no es así termina haciendo siempre lo mismo. Técnicamente todo se va aprendiendo, sólo hace falta esfuerzo y ganas de continuar.