Universitat Oberta de Catalunya

Plataformas de crowdfunding

Tal y como hemos podido ver en el artículo de este mismo número que trata el fenómeno del crowdfunding –la denominación utilizada para referirse a financiación colectiva, normalmente online– en la actualidad existen diferentes modelos de plataformas de financiación a través de crowdfunding o crowdsourcing.
Presentamos a continuación los detalles de las principales plataformas que facilitan dicha modalidad de financiación, así como sus puntos en común y sus diferencias. Cabe destacar que este recurso es un extracto de un estudio completo que se adjunta al final de esta misma página.

Goteo

Goteo es una red social de financiación colectiva (aportaciones monetarias) y colaboración distribuida (servicios, infraestructuras, microtareas y otros recursos) desde la que impulsar el desarrollo autónomo de iniciativas creativas, proyectos culturales o de impacto social, que contribuyan al desarrollo del procomún, el conocimiento libre y/o el código abierto. Goteo es una iniciativa gestionada por la Fundación Fuentes Abiertas, entidad sin ánimo de lucro creada por Platoniq, una organización internacional de productores culturales y desarrolladores de software, centrada en la producción y distribución de la cultura copyleft.
La principal diferencia de Goteo respecto a otras plataformas similares es su interés en producir bienes que beneficien al común o que tengan un retorno colectivo. De esta forma se desmarcan de proyectos que funcionan más cómo un sistema de prepago de objetos o bienes culturales. Todos los proyectos que alberga la plataforma deben indicar de forma clara cuales son los retornos privados para la gente que realiza donaciones (camisetas, chapas, reconocimiento, etc.) pero también han de estipular cual es el retorno colectivo (qué comunidades se pueden beneficiar, cómo se puede reutilizar el código, que repercusiones sociales va a tener el proyecto, etc.).
Goteo
Esta plataforma recoge donaciones monetarias pero también propone vías de colaboración directa con los proyectos, es decir promueve formas de crowdsourcing. Algunos proyectos requieren de programadores, desarrolladores, trabajos especializados, etc. a los que se puede contribuir. De esta forma Goteo se centra más en promover proyectos de base colaborativa que prototipos tan sólo con vías a ser comercializados. Esta plataforma promueve una media de ocho proyectos al mes y estos proyectos suelen realizar una solicitud de financiación de unos 5.000 euros de media y tienen un ratio de éxtio que ronda el 55% de los proyectos promovidos. La plataforma se queda un 8% de la cantidad total recibida. Las comunidades de las que provengan los diferentes proyectos son las que definirán que estos resulten exitosos o no. Desde Goteo nos constatan, pese a que no sea así con otras plataformas, que las comunidades más abigarradas y robustas son más capaces de promover proyectos que las más frágiles y inconexas. A pesar de esto los proyectos musicales o de orientación ecológica son los que mejor funcionan a la hora de recaudar la financiación necesaria para realizarse.

Verkami

Verkami es una plataforma de crowdfunding dirigida a creadores independientes que buscan financiación para materializar sus ideas. El proyecto, nacido en Mataró surge de la iniciativa privada de un padre y dos hijos: Joan, Adrià y Jonàs Sala, un biólogo, un historiador del arte y un físico y la identidad jurídica del mismo es un SCP.
Verkami
Cualquier proyecto de carácter creativo tiene cabida en esta plataforma y se acogen iniciativas de readores y emprendedores del mundo del arte, la cultura y la sociedad civil, acogiendo campos tan diversos como cine, música, teatro, cómic, proyectos comunitarios, diseño, software, fotografía, tecnología, obras sociales, inventos, periodismo, vídeo, literatura, etc. De media la plataforma alberga unos 100 proyectos al mes, y tan sólo en 2012 ya llevan 430 proyectos promovidos . Normalmente los proyectos requieren una media de financiación que gira en torno a los 3700€, y en los casos de éxito se está recogiendo un 30% más de lo que se pide en primer lugar. Sin duda Verkami es una de las plataformas más exitosas del panorama nacional, el 73% de los proyectos que se presentan logran la financiación necesaria para realizarse. Los donantes aportan de media unos 25 euros por proyecto y la plataforma recauda un 5% de lo aportado en los casos que las iniciativas tengan éxito. Una de las cosas que más destaca de esta plataforma es que una gran parte de los proyectos que promueve se enmarquen en el sector musical (casi un 30% del total). Esta cifra va seguida de proyectos de carácter audiovisual cuyos números son similares. No se muestran muy interesados en fomentar proyectos que busquen inversores a cambio de ganancias monetarias sobre los beneficios generados y se sienten más cómodos trabajando con proyectos más pequeños pero con resultados tangibles. En parte esto responde a su filosofía, que prima los aspectos colaborativos sobre la vertiente económica. La legislación en torno a este tipo de propuestas tampoco resulta muy clara, por esa razón de momento descartan la idea. A Verkami le gusta pensarse como una plataforma que permite la pre-venta de productos y proyectos culturales más que iniciativa de mecenazgo. A los responsables de Verkami les gustaría ver un código de buenas prácticas que ayudara a regular el sector y facilitar su desarrollo. Consideran que esto daría más seguridad a los donantes y haría que las plataformas pudieran tener un marco de desarrollo más claro.

Kickstarter

Kickstarter es en la actualidad la plataforma de crowdfunding más grande, popular y conocida a nivel internacional, por esta razón decidimos entrevistarles con el objeto de conocer el potencial de este tipo de plataformas fuera del contexto nacional. Con sede en los EE.UU esta iniciativa se puso en funcionamiento en el año 2009 y su crecimiento ha sido exponencial. En la actualidad tienen una media de 2.200 proyectos activos por mes y desde su inauguración ya han acogido más de 71.500 proyectos recaudando en torno a los 363.000.000$. Su ratio de éxito supera el 44% por lo que en menos de 4 años han conseguido unos 306.000.000$ para proyectos de carácter cultural o creativo. Sus donantes suelen aportar una media de 25$ por proyecto, pero en algunos de ellos la cifra media se ha situado en torno a los 70$ puesto que existe bastante disparidad entre las necesidades recaudatorias de los diferentes proyectos que albergan. El porcentaje para la propia plataforma por proyecto exitoso es del 5% de lo recaudado.

Los proyectos que más éxito tienen suelen estar enmarados dentro del entorno de la música o del cine y los audiovisuales, pese a que de forma progresiva Kickstarter se ha ido definiendo cómo una plataforma prepago de bienes. Esto lo demuestra bien algunos de los proyectos más exitosos de la plataforma como Pebble un reloj de pulsera con sistema operativo Android, que necesitaba 100.000$ para poder realizarse y recibió la friolera de 10.266.846$. Por 99$ de donación recibías un reloj cuyo valor de mercado estaba por encima de los 150$, de esta forma queda claro el beneficio para los donantes.
Otro ejemplo parecido fue el del reloj Tik Tok que necesitaba 15.000$ y recaudó 942,578$. El Elevation Dock es un dispositivo que te permite elevar el Iphone que también tuvo un éxito meteórico recaudando 1,464,706$ de los 75.000$ que pedía inicialmente, por 79$ tenías un producto que posteriormente en tienda se vendería por 120$. Vemos que de forma clara en Kickstarter se ha generado una cultura de la precompra y que los proyectos cuya recompensa es un objeto físico son los más exitosos. Los videojuegos también tienen un importante lugar en Kickstarter, Ouya una consola de juegos es uno de los 8 proyectos que han recaudado más de un millón de dólares en la historia de la plataforma, alcanzando 8,596,475$ en tan sólo 8 horas. Otro video juego Double Fine Adventure ocupa el segundo lugar de proyectos que más han recaudado con 3,336,372$. Es de destacar que en esta plataforma no se acogen proyectos que tengan como fin recaudar fondos para campañas políticas o de caridad, los proyectos financiados han de ser de corte claramente creativo o cultural.

Recientemente, en septiembre de 2012, la plataforma decidió introducir importantes cambios en su sistema operativo, obligando que todos los proyectos de base tecnológica o digital (hardware, software,robótica, videojuegos, redes sociales, etc.) tuviera que tener por lo menos un prototipo operativo a la hora de empezar a recaudar. Con esto quieren proporcionar más inmediatez entre el proceso de donación y la entrega de resultados con el fin de no decepcionar o dilatar demasiado el tiempo de entrega a los donantes. Esto puede cambiar el tipo de proyectos que se propongan, en detrimento de proyectos más experimentales y favoreciendo proyectos más tangibles. Sin duda Kickstarter ha definido un modelo a seguir y es un claro referente para otras plataformas nacidas en otros lugares, es por ello que es tan importante tener en cuenta la evolución de este sitio puesto que marcará los pasos a seguir por muchas de las iniciativas similares que están aconteciendo a nivel europeo o en el Estado español.

Lánzanos

Lánzanos es una plataforma de crowdfunding que empezó a operar a finales del año 2010 y que desde su puesta en marcha se ha convertido en un referente en el Estado español habiendo promovido más de 1.500 proyectos desde que iniciaron sus actividades. Los proyectos que albergan, siempre de carácter cultural y tecnológico, entre los que destacan los videojuegos y programas informáticos. A su vez acogen proyectos de carácter solidario.

La iniciativa, una SL promovida por tres socios, se diferencia de otras similares por acoger proyectos muy variados y de tamaños muy diferentes. La media actual de lo que solicita cada proyecto oscila entre los 2.000-2.500 euros y tienen un ratio de éxito de un 60% de los proyectos lanzados. De forma reciente entre los proyectos que abundan en la plataforma destacan los podcasts (que requieren de una financiación en torno a los 600€ o revistas y fanzines también de fácil financiación). La plataforma se queda un 5% de lo recaudado por los proyectos en el caso que estos prosperen, si son proyectos de carácter solidario esta proporción baja a 1%. En la actualidad acogen una media de 50 proyectos al mes y están considerando la posibilidad de acoger proyectos que requieran de inversión a cambio de retornos sobre los beneficios del proyecto. Aun así nos comentan que el marco legislativo actual no es muy claro en torno a la legalidad de este tipo de iniciativas. La inseguridad jurídica que existe en torno a esta realidad complica la viabilidad de estas iniciativas. De igual manera les gustaría ver un cambio en la ley de mecenazgo que facilitara la deducción tributaria a los donantes de los diferentes proyectos haciendo este tipo de plataformas más atractivas y viables.
Lánzanos ha introducido un sistema de filtrado propio para decidir qué proyectos se lanzan en búsqueda de inversión. Cualquier proyecto que se proponga sube a un apartado de la web denominado “la caja” en el que los usuarios de la plataforma pueden conocerlo y votar por él. Si alcanza los 100 votos pasa a la parte pública de la web para iniciar así la campaña de mecenazgo. De esta forma son las propias comunidades las que criban qué proyectos se lanzan y cuáles no.

Riot Cinema: El Cosmonauta

Riot Cinema es una pequeña productora audiovisual independiente nacida en Madrid en el año 2008. Uno de los proyectos más conocidos que han lanzado, y sin duda también uno de los más ambiciosos, es las película “El Cosmonauta”11. Puesta en marcha en el año 2009, ésta es pionera en el Estado español al ser la primera película de largo metraje que se pretende financiar (sino totalmente, parcialmente) vía crowdfuding.

El presupuesto total al que se aspira lograr es de 860.000€, para ello desde Riot Cinema diseñaron una plataforma propia de microfinanciación que complementaron con una campaña en Lánzanos. Durante esta primera campaña recaudaron algo más de 150.000€ de los 40.000€ que se habían propuesto conseguir (131.000 en tan sólo 3 días a través de Lánzanos). Desde el año 2009 hasta ahora, han conseguido un total de 420.000€ lo cual supone casi un 50% del total de la producción. Sin duda una cantidad muy significativa. El Cosmonauta ha sido un proyecto muy activo tanto en redes sociales como en foros presenciales, charlas, encuentros, conferencias, etc. cosa que ha logrado despertar el interés de unos 4500 cofinanciadores que han contribuido diferentes cantidades en el proyecto, siendo 7 euros la media de las aportaciones.
Otra novedad que introduce este proyecto es la categoría de micro-inversores, es decir, ofrece la oportunidad de aportar fondos a cambio de un porcentaje de los beneficios obtenidos por la comercialización y explotación tanto de la película como de sus productos derivados (100 euros = 0,011%). A través de esta vía han conseguido unos 300.000€. Esta categoría les ha traído algunos problemas puesto que en la actualidad hay mucha incertidumbre jurídica en torno a la figura del micro-inversor, pese a que por lo que nos cuentan, parece que ya se han superado las diferentes trabas legales.

El Cosmonauta también ha conseguido financiación privada y alguna ayuda pública a proyectos transmedia relacionados al proyecto, cerrando de esta manera su presupuesto. Pese al éxito mediático y la enorme repercusión que ha tenido la iniciativa los responsables de la película tienen sus dudas en torno a si repetirían modelo de financiación para futuros proyectos. Admiten que el crowdfounding constituye una vía interesante para pequeños y medianos proyectos, pero no tanto para iniciativas como películas de presupuesto medio o alto. Se invierte mucho tiempo y tiene mucho desgaste mediático. Por otra parte les gustaría que hubiera más claridad legal en torno a este tipo de formas de financiación. Esto facilitaría tanto el desarrollo de los proyectos cómo la confianza de inversores a la hora de participar en proyectos de este tipo. Asimismo, una ley de mecenazgo adecuada sería muy bienvenida en este contexto. Pese a ello se muestran muy satisfechos con los resultados obtenidos hasta el momento y por tener oportunidad de realizar una película con plena libertad creativa y sin restricciones por parte de inversores o productores externos.

Metromuster: No Res

No Res es una película de carácter documental que narra los últimos días de vida de la Colònia Castells, una de las pocas colonias fabriles que quedan en Barcelona, que será derruida en 2011. La iniciativa, puesta en marcha en 2010, viene impulsada por Metromuster13, una pequeña productora independiente de Barcelona.

El presupuesto total que necesitan para realizar la producción es de 80.000€, de los cuales han conseguido 10.000€ a través del crowdfounding. Otros 5.000€ van a ser sufragados a través del crowdsourcing, es decir, la donación voluntaria de horas de trabajo en diferentes competencias de la película. Los donantes han hecho aportaciones que rondan en torno a los 20€ de media y se realizaban de forma directa a través de una pasarela de pago Pay Pal. También han hecho uso de otras plataformas cómo Verkami o Lánzanos para impulsar algunas de sus campañas, por ejemplo la banda sonora de la película se ha financiado a través de una campaña crowdfounding específica. Para el resto de financiación han conseguido que el canal público autonómico catalán TV3 se convierta en co-productor de la iniciativa, aportando un 20% de la financiación necesaria. Es pionera en Cataluña como co-producción cinematográfica con la televisión pública de una obra licenciada en creative commons, echo que también ha conllevado sus complicaciones y quebraderos de cabeza, puesto que no existen protocolos definidos para este tipo de alianzas. Las televisiones públicas no están acostumbradas a trabajar con contenidos licenciados bajo licencias libres. El primer ejemplo en el Estado Español es de 2011 con “Copiad Malditos”. El documental financiado por TVE y licenciada en Creative Commons, narra todos los problemas que se ha encontrado el realizador a la hora de licenciar de esta forma el propio documental. También es interesante destacar que No Res ganó el primer premio del Festival DocumentaMadrid, del cual la SGAE es socia. Este proyecto nunca ha tenido un objetivo comercial, por ello no se han planteado nunca mecanismos que procurasen un retorno económico a los financiadores, es un proyecto social que quieren que tenga un impacto político. Para ellos es importante definir mejor la categoría de retorno social, puesto que ayudaría a comprender el verdadero valor de ciertas acciones culturales. Uno de los problemas que se han encontrado a la hora de producir la película es que las ayudas públicas existentes no aceptan el crowdfunding como un sistema válido dentro de los planes de financiación. En estos momentos existen incompatibilidades entre la financiación pública y sistemas como el micromecenazgo o mecanismos similares. Por ello reclaman una mejor comprensión legal del crowdfunding y que se planteen formas para compatibilizarlo con otros mecanismos de financiación más tradicionales.


Este artículo está sujeto a una licencia de Reconocimiento-CompartirIgual 3.0 España de Creative Commons.
http://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/es/

Informe Crowdfunding [PDF]

Acerca del autor

X.net

X.net, conocida como eXgae hasta noviembre de 2010, es una plataforma sin ánimo de lucro que propone modelos alternativos para la difusión cultural y la gestión de los derechos de autor. Realiza también un trabajo de presión política, a nivel estatal e internacional, a través de propuestas legislativas y campañas virales con la organización de eventos culturales dirigidos a normalizar la nueva forma de producciñon cultural y un uso democràtico de la Red. Muestra de ello son las iniciativas oXcars i FCForum.

Ademàs, X.net ofrece un servicio de asesoramiento sobre derechos de autor, licencias, canon digital, copia privada, P2P, entidades de gestión, derechos de emisión y otras consultas relacionadas con la sociedad digital. Da información a artistas sobre las licencias que pueden aplicar a sus obras para no depender de ninguna entidad de gestión y a comerciantes que, ante una reclamación de la SGAE, quieren conocer sus sus derechos y obligaciones.

Web: www.whois--x.net/es

Un comentario

Deja un comentario

  1. Excelente artículo,

    Aprovecho para presentar una nueva plataforma de Crowdfunding para proyectos creativos o de índole innovador.

    http://www.crowdfundingespaña.com/

    Cabe destacar que ademas de soportar proyectos por donación y recompensa, ofrece a todos los usuarios un escritorio en la nube EyeOS, desde donde poder gestionar todos los archivos relacionados desde el mismo navegador y gratis.

    Una buena forma de alcanzar nuestros objetivos mediante la financiación colectiva.

    Saludos.

    Responder

Deja un comentario