Universitat Oberta de Catalunya

Héctor Ayuso

OFFF 2001 fue un festival de cortometrajes realizados en formato Flash o Director que pretendía ofrecer un espacio donde reunir películas animadas de carácter no comercial procedentes de todas partes del mundo.
Impulsado por cuatro jóvenes consiguió captar la atención de los popes del diseño interactivo y de la prensa. Hillman Curtis, Joshua Davis, Josh Ulm, David Carson, James Widegren o Bradley Grosh, visitaron Barcelona como miembros del jurado. Y a las tres semanas de anunciar el festival llegaba una película de Tim Burton a concurso.

Sin apoyo económico de empresas ni instituciones, Héctor y Fran Ayuso, Azucena Muñiz, Mike Silva y Sergi Bueno montaron de la nada un festival que nació una tarde de domingo viendo un ‘aburrido partido del Barça’.

¿Cómo nació la idea? ¿Qué pretendían con el festival? o ¿Cómo consiguieron llevarlo a cabo?, son algunas de las preguntas a las que responde Héctor Ayuso, Director de OFFF, casi ya a las puertas de la celebración de la segunda edición.

¿Cómo fue posible?

Mosaic: ¿Quiénes sois? ¿Quién hay detrás de OFFF?

Héctor Ayuso: A ver, OFFF lo formamos Azucena Muñiz, como Relaciones Públicas, Fran Ayuso, mi hermano, encargado del tema administrativo y de acreditaciones, Sergi Bueno, encargado de prensa, y yo, Héctor Ayuso, como Director del Festival. Pero, de hecho, funcionamos mucho en grupo y al final acabamos haciendo todos un poco de todo y nos repartimos la faena.

Luego, estaría Mike Silva, que empezó con nosotros al principio. Había trabajado en algunos festivales y era amigo nuestro y le pedimos que nos ayudara. Así que estuvo prácticamente todo el año ayudándonos a montar la primera edición. Pero una vez terminado el festival decidió retirarse porque tenía otros proyectos bastante grandes con la empresa para la que trabajaba.

Mosaic: ¿Cómo os conocisteis?

H.A: Azucena y yo nos conocemos desde hace bastantes años. Yo llevo 11 años en Barcelona, ella lleva uno más, lleva 12, y nos conocimos hace 8 años más o menos. Estuvimos trabajando juntos y la idea de OFFF se nos ocurrió juntos. A Sergi lo conocimos cuando empezamos a lanzar la primera edición del festival. Hicimos un envío a la prensa un poco a lo loco porque los primeros días fueron así, como muy locos, no sabíamos muy bien cómo hacer. Sergi, que trabaja para La Vanguardia Digital, recibió un e-mail nuestro y se interesó mucho por el proyecto. Quedó con nosotros, nos entendimos muy bien y nos hicimos muy amigos. Desde los primeros días se quedó ya con nosotros trabajando.

Mosaic: ¿Alguno de vosotros es diseñador de formación?

H.A: No, ninguno, aprendimos sobre la marcha, yo he estudiado cine, vine aquí a Barcelona a estudiar cine, en el CEC. Cuando salí de la escuela, sabía que con el cine no iba a hacer gran cosa, así que me compré un ordenador y una pila de libros de diseño y de lenguajes de programación y me puse a estudiar: Photoshop, Ilustrator,…En cosa de 2 años, más o menos, estaba preparado para hacer cosas. Lo estudié todo en casa.

Azucena también, ella estudió secretariado y, por casualidades de la vida, encontró un trabajo en un estudio de diseño gráfico, les gustó mucho ella como persona y decidieron contratarla para formarla dentro de la empresa.

Mosaic: ¿Qué hacías antes de OFFF?

H.A: Tenía una empresa montada con Azucena desde hace 4 años. Se llamaba ABSOLUCA. Empezamos haciendo diseño de webs y acabamos haciendo un poco de todo. Azucena se centraba en el diseño gráfico, yo me encargaba del diseño también y de la programación. Hicimos CD Roms, una revista electrónica, …

Mosaic: ¿Para qué empresas trabajábais?

H.A: Trabajábamos sobretodo para Londres, porque teníamos un contacto que nos encargaba mucho trabajo desde allí. Aquí, la verdad es que trabajamos bastante poco. El día que se nos ocurrió lo del festival decidimos dejar de hacer webs porque estábamos un poco cansados del tema. Así que decidimos dedicarnos más al festival y ver cómo salía.

Mosaic: ¿Cómo nació la idea de OFFF?
Tenemos varias versiones, supongo que encontraremos alguna más o menos literal. Era domingo por la tarde, estábamos viendo un partido del Barça, bastante aburrido, la verdad, y de repente me vino a la cabeza la idea. Ese mismo día había estado pensando en la posibilidad de hacer un cortometraje en Flash. Tenía muchas ganas de hacer algo y pensando, pensando, me dije: “bueno, pues en realidad con el Flash podría llegar a hacer alguna cosa más o menos aceptable”. Y a partir de allí, de esa necesidad, se me ocurrió y dije, “¡ostras!, ¿y si montáramos un festival de películas en Flash?”. Y pensando, pensando, se me fueron ocurriendo cosas. Fue creciendo la idea en mi cabeza, y esa misma noche escribí unas bases, diseñé una página web, la colgué en Internet, envié unos cuantos mails a gente que conocía de la red, y ¡prácticamente en una semana ya se había hecho la bola!

Mosaic: ¿Fue sencillo poner en marcha este proyecto?

H.A: La verdad es que sí. Suena un poco raro decir que Joshua Davis de repente ponga un anuncio de tu festival en la portada de Praystation , pero realmente fue así. Surgió la idea y montamos la página. Yo conocía a toda esta gente porque me muevo mucho en la red y me interesan mucho sus trabajos. Lo único que hice fue escribirles un mail y decirles: “Mira, se me ha ocurrido esto y lo he montado, ¿podéis ir a verlo?”. Automáticamente todo el mundo me respondió. No sé, como que captó algo diferente y fue una reacción immediata. Ya te digo, en una semana estábamos en no sé cuantos portales, todo el mundo hablaba del OFFF. No teníamos ni 10 días y teníamos miles de visitas en la web. Fue algo realmente sorprendente. Fue muy divertido.

Mosaic: ¿Conocías a toda esta gente? (Hillman Curtis, Joshua Davis, Josh Ulm, David Carson, James Widegren o Bradley Grosh…)

H.A: No, no los conocía. Conocía su trabajo, pero no los conocía a ellos. Pero fue mandarles la propuesta y responder todos, además, con mucho estusiasmo. En ese momento ni siquiera estábamos pensando en que los íbamos a traer, ni que íbamos a hacer conferencias. La idea era un festival on-line y nada más. Montado desde casa.

Mosaic: ¿Qué creéis que habéis conseguido con este festival?

H.A: Pues un poco, transmitir esa idea que yo había tenido esa tarde. Se me ocurrió que habría muchísima gente como yo que a lo mejor tenía ganas de hacer cosas y no daba el primer paso para hacerlas. Entonces pensé, si montamos este festival es posible que la gente se anime y empiece a hacer trabajos en Flash y clips en Flash y cortometrajes en Flash, porque realmente se pueden hacer. De hecho, ya lo hemos demostrado. La idea, un poco, era esta. Que toda la gente que hay intentando hacer lo mismo que yo, tuviera un sitio donde poder mandar su trabajo, donde poder enseñarlo, y que más tarde tuviera cierta repercusión.

Mosaic: ¿Por qué alternativo y no comercial?

H.A: Supongo que va en la línea de lo que estabas comentando.

Claro, es un poco esto. ¿Para qué vamos a enseñar un clip que se ha hecho para Suzuki o para Nike? Ya se encarga la propia marca de promocionarlo y de enseñarlo. No me interesa este tipo de trabajo. Prefiero algo que haya hecho alguien en su casa, que lo tenga guardado en su ordenador y que no tenga ningún sitio donde enseñarlo. Entonces, lo manda a OFFF y OFFF lo muestra.

Es un poco para descubrir ‘nuevos talentos’. De hecho ha ocurrido en la primera edición de OFFF. Algunos de los seleccionados ahora están trabajando para empresas. Han conseguido trabajo gracias al festival. Incluso nos han pedido referencias y hemos tenido que redactar papeles para las empresas en las que están consiguiendo trabajo. Se han dado a conocer realmente estas personas. Con lo cual creo que una función, más o menos, sí que hemos hecho. Y nos interesa seguir manteniéndolo.

Por lo que me estás diciendo, aunque sea un festival alternativo, independiente, conseguís finalmente un vínculo con la empresa.

Sí, supongo que sí. Creo que nos miran las empresas. Creo que están un poco pendientes de qué se hace, de lo que está ocurriendo y de la gente que está mandando películas aquí. Porque realmente llegan cosas muy interesantes. Son niños o gente que está en su casa y que lo están haciendo por su cuenta sin apoyo de nada más que un ordenador. Y eso está muy bien.

Mosaic: OFFF podría considerarse un festival minoritario dirigido tal vez y sobretodo a diseñadores multimedia o gente del mundillo que conoce las herramientas. Puedo estar equivocada, podéis tener otra visión. Pero siguiendo esta línea, ¿crees que puede llegar al gran público?

H.A: A ver, yo creo que OFFF no es un festival para especialistas. Evidentemente hay una parte, a mi no me gusta llamarla profesional, pero digamos que la parte de talleres y la parte de conferencias es para gente que ya está un poco metida en el medio y que tiene una cierta experiencia.

Pero las películas son accesibles para cualquier público. Si te puedes ir al Verdi a ver una película, puedes venir al OFFF a ver 80. Los talleres y las conferencias espero que lleguen a ser, con el tiempo, más accesibles.

Mosaic: ¿Entonces, alguien que no conozca en absoluto el medio en que os movéis, no puede seguir un taller o una conferencia?

H.A: A ver, si tienes un mínimo de curiosidad cualquiera puede interesarse y seguir lo que proponemos. De hecho, estoy intentando controlar que la gente que haga los talleres intente hacerlo a un nivel lo más básico posible para que sea accesible a todo el mundo.

Por ejemplo si alguien que no conoce el medio decide apuntarse al taller que da Oriol Bautista, va a conseguir montar un portal 100% Flash. Porque se va a empezar de cero con este taller. Vas a poder montar tú, por tu propia cuenta, un portal con news, con chats, con foros, con todo, con banners rulando, todo 100% Flash. Con una interfaz Flash, con una base de datos evidentemente detrás. Cualquiera puede apuntarse y participar y seguramente captará cosas.

Mosaic: La idea inicial era hacerlo todo on-line. ¿Por qué terminasteis montando conferencias e incluso este año proponéis talleres?

H.A: Es cierto, la idea inicial era montarlo todo on-line. Lo que pasa es un poco lo que contaba antes, como creció tan rápidamente, sentimos la necesidad de que tenía que suceder algo más con esto. A lo mejor, si nos quedábamos sólo con el on-line se quedaría un poco corto para la repercusión que estaba teniendo.

En ese momento decidimos mirar un poco hacia fuera. Tomamos como referencia el FlashForward, que es uno de los festivales más importantes de nuestro campo, aunque esté muy dirigido a empresa y nosotros nos separamos mucho de ese aspecto. Y decidimos apoyar nuestra propuesta montando una serie de conferencias para que la gente pudiera venir y facilitar un punto de encuentro.

Que la gente se pudiera encontrar, pudiera ver esas películas, y además pudieran ocurrir cosas. Poder asistir a conferencias de una serie de gente de la que te pasas el año mirando lo que hace y tomándola como referencia. Que en el festival puedas compartir con ellos las cosas que tu haces también, que son igualmente válidas e interesantes. Nos interesaba esto, y conocerlos, evidentemente. Tenerlos aquí. Muchos no habían estado nunca en Barcelona y cuando surgió la idea y empezamos a proponerlo, todos dijeron que sí inmediatamente y además súper entusiasmados.

Mosaic: El año pasado destinasteis 12 millones de pesetas al festival. ¿Teníais alguna empresa que os subvencionara?

H.A: Con el presupuesto del año pasado pecamos un poco de inexperiencia y de entusiasmo. Todo fue tan rápido y todo salía tan bien y hubo tan buena respuesta por parte de todo el mundo, que nos fuimos dejando llevar. Todo lo que surgía lo queríamos hacer y no disponíamos de tiempo para buscar espónsors.

Por ejemplo las fechas del festival se marcaron desde un principio porque la idea inicial era hacerlo on-line. Así que cuando quisimos buscar espónsors nos dimos cuenta de que ya habíamos marcado unas fechas que no se podían mover y no había tiempo para buscar dinero. Era imposible. El dinero se tenía que buscar con un año mínimo de antelación y nosotros solo teníamos 4 meses por delante. Con lo cual, no hubo tiempo de conseguir nada, aunque se intentó, con la poca experiencia que teníamos en eso, se intentó. Lo único que conseguimos fueron apoyos técnicos: de software, de hosting, …, de este tipo de cosas. Pero el dinero tuvimos que ponerlo todo nosotros.

Mosaic: ¿Cómo?

H.A: Pues, sinceramente, endeudándonos bastante para poder mantenerlo.

Mosaic: ¿Para esta edición habéis conseguido espónsors?

H.A: Tenemos apoyo económico de una empresa, que es Diesel, y es el único que hemos conseguido este año.

Mosaic: La prensa, y los medios de comunicación en general se portaron muy bien con vosotros. ¿Os sorprendió? ¿Os ha favorecido?

H.A: Pues sí, la verdad es que sí. El festival tuvo una repercusión de prensa muy y muy grande, que era algo que no esperábamos en ningún momento. Y en eso sí que Sergi hizo un trabajo increíble. Era un festival que nadie conocía, que surgió muy rápido, en 5 meses estaba montado. No es tan fácil que de repente tengas a todas las televisiones nacionales en tu festival haciéndote entrevistas. Salimos en TVE, en Tele 5, en Antena 3, en la 2, en Lo + plus. De repente estábamos saliendo en todos los sitios. Y no habíamos hecho, bueno, evidentemente sí, habíamos hecho mucho trabajo, pero no es algo tan fácil. Y eso nos ha ayudado mucho ahora, de cara a montar la siguiente edición.

O sea, consigues una repercusión de prensa, un cliping bastante importante y con eso ya puedes empezar a trabajar.

Mosaic: ¿Cómo conseguisteis que la prensa os prestara tanta atención?

H.A: A ver, Sergi entró al equipo a las 2 semanas de haber empezado a preparar el festival. Nos conoció muy rápido. Se puso en marcha enseguida e hizo una primera nota de prensa. Aprovechamos un poco los contactos que él tenía, evidentemente. Además tuvimos la suerte de que conseguimos un jurado de prestigio muy rápido. Todos nos contestaron que sí prácticamente el mismo día en que se lo propusimos: Hillman Curtis, Joshua Davis, Josh Ulm, David Carson, James Widegren o Bradley Grosh. Además, a las tres semanas, más o menos, llegó una película de Tim Burton a concurso y eso lo aprovechamos, evidentemente, porque es un nombre y ese nombre sí llama la atención.

Fue todo esto lo que provocó una respuesta bastante rápida de la prensa y ahora ya nos conocen.

Mosaic: ¿Cómo esperáis que reaccione la prensa este año?

H.A: A ver nosotros les mantenemos muy informados constantemente. Les hacemos bastantes envíos de todo lo que va ocurriendo. No es lo mismo una rueda de prensa de un GREC o un SONAR porque allí sí, evidentemente van, tienen mucha más repercusión que nosotros y hay como un aliciente de qué habrá en el cartel este año. Nosotros todavía no hemos llegado a ese nivel. A parte de que nuestro cartel tampoco es equiparable. Estamos hablando de música electrónica y nosotros estamos hablando de unos diseñadores que, evidentemente en nuestro campo, para nosotros son muy importantes, pero no tienen tanta repercusión de calle, de público de calle digamos. Así que este año se está manteniendo el mismo nivel pero con la diferencia de que ahora ya saben quien eres. Y supongo que este año ya no serán tan benevolentes como el año pasado.

Jurado y Características del concurso

Mosaic: La proporción de obras presentadas respecto al año pasado ha disminuido bastante. En la edición anterior se recibieron alrededor de 800 obras a concurso.

H.A: Es cierto que ha bajado un poco, pero estamos contentos con la cantidad de películas que se han recibido, creo que eran unas 390 películas. El año pasado llegaron casi el doble.

Mosaic: ¿A qué creéis que es debido?

H.A: Creo que lo que ha ocurrido es que el año pasado había muchísima cosa. Llegaban películas de hasta la típica práctica que haces con Flash cuando te miras el manual. había mucho de esto.
La edición anterior marcó un nivel, es inevitable. Así que este año la gente ya ha visto más o menos lo que se presentó el año pasado y probablemente mucha gente que el año pasado presentó su clip, ahora ha pensado, ‘uy, aquí ni siquiera mando porque no tengo nada que hacer. Porque veo esto y veo que todavía no llego’.

Esto puede ser un aliciente, ver lo que está ocurriendo, lo que estás viendo en el OFFF y decir ‘oye, pues me gustaría llegar a hacer cosas así’ y esto te puede dar un empujón para empezar a hacer más. De todos modos creo que 400 películas son muchas películas.

Mosaic: ¿Cuál es el criterio del jurado a la hora de seleccionar los clips? ¿Les marcáis unas directrices?

H.A: A ver, al seleccionar al jurado intentamos que este sea lo suficientemente variado, que no venga todo del mundo del diseño ni del flash, para que haya un poco de controversia entre ellos. Pero nosotros les dejamos que mantengan su propio criterio, no les damos unas directrices para seleccionar las películas. Les entregamos las finalistas y ellos las ven 2 ó 3 semanas antes del festival y luego, cuando vienen a Barcelona, el último día se hace una reunión con todos, deliberan y entre ellos discuten y deciden cuál es el ganador de cada categoría.

De todos modos, creo que intentan equilibrar un poco todo. De hecho, es lo que hacemos nosotros cuando hacemos el filtro previo. Las 400 películas presentadas a concurso las rebajamos a 10 por categoría, más o menos. Lo primero es que encaje dentro de la categoría en la que se ha metido la película.

Mosaic: ¿Por qué estas categorías? Este año habéis colocado un par más.

H.A: Sí, hemos colocado dos nuevas. Hemos puesto juegos y 3D. Juegos porque creo que se están haciendo muchos juegos en flash y hay muchas páginas de juegos en Flash. Y se están haciendo cosas bastante buenas. Y 3D lo pusimos porque cuando terminó el OFFF el año pasado acababa de salir prácticamente el Shockwave 3D y la posibilidad de hacer Flash en 3D, el Swift 3D. Programas que te permitían hacer trabajos tridimensionales y exportarlos como swf. Y pensamos que era el momento de añadir esta categoría. Pero no ha funcionado. Han llegado muy pocas cosas y supongo que es una evidencia de que tampoco ha funcionado ese lanzamiento porque tampoco se ha utilizado demasiado. En realidad se sigue trabajando con 3D Studio Max y no se está exportando al Flash para utilizarlo en web, todavía.

Mosaic: ¿Desde dónde consulta el jurado los clips finalistas?

H.A: Bueno, se hace una URL, evidentemente secreta, para que ellos puedan acceder y ver todos los clips finalistas del festival. Para que puedan llegar aquí ya con una idea más o menos de sus favoritas y poder discutir con los demás.

Mosaic: ¿Cuáles son las limitaciones técnicas de los vídeos, por peso, a presentar a concurso?

H.A: El primer año era 1 mega y medio. Este segundo año lo hemos aumentado a 3.

Mosaic: 3 Mb supone una media de descarga de 20 minutos, para un usuario corriente, sin altas ‘tecnologías’ a su alcance. Una línea de conexión normalilla. Esto es mucho tiempo. Conexión telefónica con un módem normal. ¿Esto limita el público de OFFF?

H.A: A ver, las películas del festival de entrada todas se intentan colgar en la web con un login previo para que se puedan ir cargando poco a poco. Y evidentemente aquí en España tenemos un problema bastante grave. Seguimos teniendo un problema de conexiones a Internet aunque tengamos ahora líneas ADSL no está lo suficientemente implantado. Pero tampoco nos vamos a limitar por esto. No podemos estar mirando si Telefónica decide ampliar las líneas o no, o si tenemos buenas conexiones, o si de una vez llegaremos a tener todo el mundo cable o no. Tenemos que contar con que alguien tiene que poder ver una película de 3 Mb en Internet. ¡Es el mínimo! No estoy pidiendo que se pueda ver un QuickTime de 40 Mb, pero un Flash de 1 Mb y medio, 2 Mb, sí. De todas formas el límite son 3, pero nunca llegan películas tan pesadas. El máximo creo que está entre el 2, 2 y algo, la película más pesada de todas. Tenemos que pensar que, en algún momento, todo el mundo va a tener acceso y todo el mundo va a poder ver una película sin problemas de peso.

Mosaic: ¿Cuál sería la media de las películas presentadas a concurso?

H.A: Yo diría que 1 Mb. Entre 800 Kbs y 1 Mb.

Mosaic: ¿Os habéis planteado montar alguna categoría destinada a limitar tamaños? Crear spots o cortometrajes de 60Kbs, por poner un ejemplo.

H.A: O con menos. Nosotros tuvimos una idea al empezar a montar la segunda edición de OFFF. Tuve la idea de montar un proyecto para hacer clips, para hacer spots de 35 Kbs. Y no la pusimos en marcha porque evidentemente habría sido un follón lanzar esto junto con el OFFF. Entonces les cedimos la idea a unos chicos que habían estado en el festival el año pasado, para que lo montaran ellos. De hecho este año el proyecto se ha montado, se llama Houyhnhnms . Es un proyecto que funciona un poco como OFFF pero la diferencia es que son spots con una medida concreta y con un límite de peso de 35 Kbs. Y la verdad es que ha funcionado muy bien, ha conseguido el Premio Möbius Barcelona a la mejor Aplicación de Net-Art. Exhibiremos los 25 mejores spots en la edición de este año. Es un poco lo que tu dices, qué podrías llegar a hacer con 35 Kbs. Y ha sido muy divertido.

Mosaic: ¿El jurado cobra por venir aquí? ¿Pagáis gastos de desplazamiento? ¿Cómo lo gestionáis?

H.A: Nosotros les ofrecemos el alojamiento y el avión para estar aquí en el festival. Este es el trato que damos a todo el mundo, incluido a los conferenciantes. Se les invita a venir, con los gastos pagados, billete y estancia, nada más.

Mosaic: ¿En qué consiste el premio de este año? ¿Está en la misma línea que el año pasado?

H.A: No, el premio del año pasado, que era el famoso viaje a Ibiza aquel que se nos ocurrió, no funcionó. De hecho se nos ocurrió porque teníamos la oportunidad de hacerlo. Finalmente consideramos que era mucho más interesante para ellos invitarles a venir en la edición siguiente del festival. Y todos aceptaron. Les pareció muy buena idea. Así que el premio del año pasado se ha convertido en esto. Los ganadores del año pasado estarán todos aquí. Los traemos, les pagamos el viaje, el billete, la estancia y la entrada para el OFFF y los 4 días estarán aquí en Barcelona. Y para el año que viene haremos lo mismo.

Necesidades de Servidor

Mosaic: ¿Os habéis planteado llevar las conferencias o los talleres a la red?

H.A: Este año se van a grabar todas las conferencias y todos los talleres quedarán registrados y no sé bien lo que se hará con ellos. En cualquier caso, si se cuelgan fragmentos de las conferencias, porque evidentemente enteras no creo que se puedan hacer, no será de pago.

Mosaic: ¿Qué necesidades técnicas de servidor plantea organizar un festival como OFFF? Debéis tener muchas visitas que pidan descargar uno o varios clips al mismo tiempo. ¿Qué se necesita para cubrir todo esto?

H.A: De entrada necesitas tener un proveedor de hosting bastante potente, que tenga capacidad de darte un canal gordo, que no se te colapse la web en ningún momento. Evidentemente, en el momento en que cuelgas las películas hay una entrada muy fuerte de usuarios y lo que realmente consume o bloquea el servidor es el flujo de transferencia de datos. Es decir, de repente hay 200 personas viendo un clip de 1 Mb. Imagínate la capacidad que necesitas para estar bajando esa película para 200 personas. Y digo 200 por decir algo. Porque el año pasado creo que había como 80.000 hits diarios durante los días del festival. Eso es una barbaridad. Y todos viendo películas de 1 Mb bajando del servidor. Es muchísimo, necesitas tener un servidor que no tenga ningún problema en ese sentido y que por mucho que le pidas no se colapse en ningún momento. Esta fue una de nuestras prioridades cuando terminó la edición anterior, para el 2002 teníamos que conseguir un espónsor que nos pudiera garantizar esto. Que no haya problemas.

Mosaic: ¿Habéis conseguido este espónsor?

H.A: Sí, es un proveedor de Girona que se llama ‘Serveis Web’.

Mosaic: ¿Tenéis algún tipo de apoyo por parte de Macromedia?

H.A: Sí, pero Macromedia no tiene un hosting. Tenemos apoyo de Macromedia a nivel de software, de promoción a través de su web. Y traen a 2 personajes de Macromedia de Estados Unidos para dar conferencias y todos sus gastos los cubren Macromedia. Los traen ellos, los alojan ellos, …, se encargan ellos de todo.

Mosaic: ¿Cuáles son las limitaciones del diseño en la web?

H.A: El peso, es lo de siempre. Es un poco también el debate que siempre tenemos entre nosotros, entre los diseñadores. ¿Haces algo para que lo pueda ver todo el mundo o haces algo para ti sin importarte que pese 40 ó 50 Mb?

Hace poco escuchaba una entrevista a Nando Costa en que explicaba que él no está dispuesto a limitar su trabajo a unas conexiones precarias.

Ya estamos en el punto en que todos podríamos tener más o menos una conexión aceptable. No sé por qué no la tenemos si ya existen los medios para tenerla. Sigue siendo una cosa minoritaria.

Entonces, ¿por qué debería plantear mi trabajo con esta limitación? Sigue siendo el gran inconveniente. No se me ocurre ninguno más. Es el principal y es el primero que hay que solucionar cuanto antes, porque se están perdiendo muchísimas cosas.

Novedades de la 2ª edición

Mosaic: ¿Por qué habéis decidido cambiar las fechas del festival?

H.A: Las fechas del festival se han cambiado básicamente por motivos de saturación de festivales. En mayo hay muchas ferias y estábamos muy cerca del SÓNAR. Mayo es un mes demasiado importante de eventos. El año pasado nos afectó bastante en este sentido. A nivel de precios y plazas de hoteles o de avión fue horroroso. Entonces, decidimos coger el calendario y buscar el mes más muerto de todos. Miramos todo lo que había en el mes de marzo en el 2002 y como no había mucha cosa, colocamos aquí el festival. Las fechas concretas, creo que era el fin de semana en el que menos cosas había y era inmediatamente después de las fallas y justo antes de Semana Santa y dijimos, ¡pues aquí nos metemos!

Mosaic: ¿Irás a Valencia para las fallas?

H.A: Bueno, probablemente intentaré ir, ni que sea un día. Pero bueno, no era una prioridad. Era porque normalmente siempre después de las fallas hace buen tiempo. Porque como el año pasado nos llovió los tres días del OFFF, me dije, ‘bueno, si lo pongo cerca del día de la cremá, ¡igual nos pilla el sol!’

Mosaic: ¿Cómo habéis enfocado la segunda edición del festival?

H.A: El primer paso es volver a replantearnos las bases. Se hace una valoración de cómo funcionó el concurso y se vuelve a pensar si hay que retocar las bases y si cambiamos alguna cosa. Decidido esto, se empieza a buscar el jurado. Después se pone en marcha el concurso. A partir de aquí nos ponemos a trabajar ya en la programación. Hacia dónde vamos a tirar este año, si vamos a dar más importancia a una cosa o a otra. Nos interesa mucho ir cambiando. Que el festival no se convierta en una fórmula hecha que se vaya repitiendo cada año sino que en cada edición haya siempre novedades y nuevas propuestas, nuevas secciones. Por ejemplo, este año decidimos que no nos íbamos a centrar exclusivamente en Flash. Queríamos tener propuestas de otro tipo. Hemos abierto una sala de proyecciones dedicada a películas fuera de concurso y aquí vamos a enseñar trabajos que se han hecho para banda ancha, la mayoría en QuickTime. Además, hay toda una serie de artistas que ha estado trabajando durante estos meses haciendo películas en video digital exclusivas para el festival.

Mosaic: Pero habéis lanzado otras propuestas ¿Cuáles son las novedades de este año?

H.A: Como novedades de esta edición están, en primer lugar, los talleres. El año pasado surgió la necesidad de ofrecer un espacio de creación compartida entre asistentes y profesionales. Encontramos personas que podían montar talleres bastante interesantes.

Luego, presentamos una nueva propuesta. A nosotros nos interesa mucho la música y el año pasado ya intentamos fusionar un poco el tema diseño, imagen y música experimental pero no llegó a funcionar como nosotros queríamos. Así que para esta edición intentamos montar un concurso que unía un poco esto. Un concurso en dos partes que se llama ON/OFF. Por un lado había un período de tiempo en que una serie de músicos, o gente que estuviera diseñando música para Internet, pudiera mandar propuestas de audio al festival. Y luego estas propuestas se habrían colgado en la web y los diseñadores les hubieran puesto imágenes a todas estas propuestas de audio. Lo que queríamos conseguir es que realmente se fusionaran estos dos campos. Que surgieran nuevas conexiones entre gente que hace música y gente que hace imagen. No funcionó la primera propuesta, que fue la de audio, con lo cual esto ha caído un poco. Pero creo que hemos visto el fallo o el error que hemos cometido para que no haya funcionado e intentaremos volver a montarlo el año que viene.

Mosaic: ¿Cuál fue el error?

H.A: Creo que el error, básicamente, es que el site de OFFF, que siempre es el centro neurálgico, de donde emerge todo, de donde empieza a funcionar todo, no está dirigido a la gente que hace música. Está más dirigido al diseño, con lo cual, la gente de la que esperábamos recibir cosas, no se ha enterado de esta propuesta. Por eso no ha funcionado.

Mosaic: ¿Cómo está siendo la respuesta del público? ¿Creéis que se llenarán las conferencias y los talleres?

H.A: Sí, sí se llenarán. El año pasado teníamos un problema y es que el festival estaba fragmentado. Por un lado teníamos un Auditorio con conferencias, por otro estábamos en las Cotxeres de Sants, que están súper lejos del Auditorio, donde teníamos el resto del festival. Esto afectó bastante al público y al movimiento del público.

Así que la prioridad para este año era que pudiéramos tenerlo todo en un mismo sitio, por comodidad. Permitir un flujo constante entre todos los espacios de OFFF.

Finalmente hemos encontrado un espacio que lo hiciera posible, la Universitat Pompeu Fabra . Además nos apoyaron desde el primer día y tenían mucho entusiasmo en montar el festival allí. Ahora el problema es que el Auditorio es pequeño con lo cual estará lleno porque dispone de 350 plazas y el año pasado ya llenamos uno de 600.

Mosaic: ¿La UPF aporta algo más al Festival a parte de ceder espacio? ¿Colabora económicamente?

H.A: No, a ver, el espacio es alquilado, lo que pasa es que tenemos un apoyo del Institut Universitari de l’Audiovisual , que es un apartado dentro de la UPF dedicado a los audiovisuales, y cubren parte del alquiler.

Mosaic: ¿Creéis que vais a cubrir gastos este año? Incluso, ¿recuperar parte del gasto del año pasado? O ¿va a ser más a largo plazo?

H.A: Yo creo que es un poco más a largo plazo. Pensamos que a partir de la tercera edición podemos empezar a cubrir más o menos lo que cuesta montar el festival. No es fácil. Además la idea es ir bajando un poco el precio de nuestras entradas para que haya más accesibilidad para el público y poder asistir a las conferencias. Entonces, supongo que sí, que como mínimo este año cubrir, se conseguirá cubrir.

Mosaic: ¿De qué países llegan obras a OFFF? ¿A quién llega la propuesta? ¿Cómo y desde donde responden? ¿Cómo envían las obras?

H.A: Las películas que recibimos, ya sé que suena tópico porque siempre decimos lo mismo, vienen de todo el mundo. Pero realmente es así porque el festival funciona a través de la web. Es el punto al que hay que ir para saber qué ocurre en el festival. Y la gente lo sabe, los participantes también. Además tenemos mucho apoyo de portales de diseño de todo el mundo. Desde Sydney a Nueva York,…, y estos portales tienen miles de visitas cada día. Realmente es normal que todo lo que llegue, llegue de cualquier parte.

Mosaic: ¿Cómo habéis conseguido captar la atención de estos portales?

H.A: La mayoría escribiendo un mail, otros nos escribían directamente: “oye, qué pasa con el OFFF?, Mándame noticias que las iré publicando, Mándame el logo que te pongo un banner,…” Reconozco que sorprende! Pero funciona un poco así.

Mosaic: ¿Son portales especializados en diseño?

H.A: Claro. Además son los más importantes, la lista oficial de los portales que tienes que visitar cada día si quieres estar un poco en la línea de lo que va ocurriendo. El NewsToday.com, Designiskiny.net, Pixelsurgeon.com. ¡Casi obligados!

Flash para cortometrajes

Mosaic: ¿Por qué proponéis un concurso de Flash y Director? ¿No hay otros programas alternativos?

H.A: A ver, se propone un concurso con Flash y Director porque en el momento en que surge la idea esos son los dos formatos que más se están utilizando para crear animación en Internet o para diseñar páginas interactivas. No creo que haya mucho más a parte de esto.

Creo que el Flash acabará convirtiéndose en un formato estándar. Es lo que está persiguiendo Macromedia. Todas las propuestas que están surgiendo alrededor del Flash funcionarán como complementos. El swf será el formato estándar de la web.

En cambio, el Director lo pusimos porque creemos que hay gente que sigue trabajando con este formato pero no se utiliza tanto de cara a la red sino para hacer proyectos externos a la red, como CD Roms o juegos.

De hecho, de todo lo que se recibe en el festival, en Director sólo llega un 5%.

Mosaic: ¿Qué tiene el Flash? ¿Qué es lo que lo hace tan ‘especial’? ¿Qué le da al diseñador para que se haya convertido en el ‘programa estrella’?

H.A: Para mi hablar ahora del Flash es un poco complicado. Estoy un poco desconectado de lo que va ocurriendo con él. Pero sí puedo hablar de cuando lo descubrí. Lo que realmente me llama la atención es que en ningún momento se me terminó el programa. Es decir, te pones a trabajar con el Flash y de repente empiezas a descubrir cosas en él que, con toda seguridad ni siquiera los creadores del programa sabían que se podían hacer y resulta que se podían hacer. ¿Entiendes lo que intento decir?

Me surgían ideas y me preguntaba: “¿podría hacer esto? Con lo que me dice Macromedia no lo puedo hacer, pero a lo mejor sí se puede”. Entonces te pones a investigar y te pones a probar y al cabo de 3 semanas descubres que sí que se podía, aunque en ningún momento nadie te había dicho que con Flash podías llegar a hacer esto.

Creo que es esto lo interesante de Flash y ahora mismo Macromedia va muy a caballo de lo que hacemos nosotros o de lo que hacen los diseñadores o los usuarios de Flash. Van adaptándolo a lo que vamos descubriendo.

El Action Script, por ejemplo, surgió de pruebas de gente que estaba trabajando con Flash y experimentando con Flash. Realmente Macromedia seguro que ni siquiera pensó que podía llegar a hacer cosas como las que se están haciendo ahora. Y ahora la nueva versión, la MX, te viene con una librería de 5.000 Action Scripts. Pero que no han salido de Macromedia, han salido de los usuarios de Flash, y esto es lo que me gusta de este programa.

Mosaic: ¿Has visto las novedades que incorpora el nuevo Flash?

H.A: El MX . Todavía no lo tengo. He visto cosas, he visto trabajos que se han hecho con betas y la verdad es que es una pasada! Pero yo no lo tengo todavía. No lo he visto. Ni siquiera he visto la interfaz ni nada, solamente he visto a Eric Natzke, que ha hecho cosas en Flash MX. Las presentará en el OFFF este año. Pero yo todavía no lo tengo. Me llegará en una semana, más o menos.

Mosaic: ¿Cuáles serían los inconvenientes del programa?

H.A: Bueno, detalles. Detalles que supongo que se van mejorando. No sé como estarán en esta versión de ahora, pero, el tema de las tipografías es bastante jodido con el Flash. Con los MAC tiene bastantes fallos también. Pero son cosas que supongo que pueden ir arreglando y que en ningún momento van a entorpecer el programa como tal. Son detalles que son inevitables prácticamente, pero que se están mejorando. La paleta de dibujo, por ejemplo, es muy poco precisa. Pero son cosas muy puntuales.

Mosaic: ¿Crees que estos programas pueden hacer que se trabaje de modo más individual, o el equipo es necesario siempre, porque siempre está la figura del especialista?

H.A: A ver, creo que el equipo de trabajo formado por el programador, el diseñador, el dibujante, …, está bien. Puede llegar a funcionar y se pueden llegar a hacer cosas. Pero nosotros, por ejemplo, cuando nos planteamos montar nuestra empresa de diseño, decidimos que no íbamos a marcar al equipo de esa manera.

Es mucho más rico que todos puedan hacer un poco de todo. Aunque tu estés especializado en algo es necesario que el diseñador gráfico tenga conocimientos de HTML, aunque sean básicos. Es decir, que el diseñador conozca muy bien el trabajo del programador para que luego cuando se hace un proyecto ninguna de las dos partes pierda importancia por culpa del otro.
Yo he estado en varias empresas y siempre me he encontrado al diseñador constantemente peleado con el programador. Y siempre que conoces al diseñador, está ultra amargado porque no soporta al programador. Si los dos tuvieran conocimientos de lo que hace el otro, esto no pasaría.
Yo era programador pero era capaz de diseñar una web y Azucena era diseñadora gráfica pero era capaz de escribir un HTML. Entonces, cuando ella diseñaba una web, cuando hacía una web en Ilustrator, ella ya conocía todas las limitaciones que puedes llegar a tener con lo cual, cuando a mi me llegaba el diseño yo me tenía que poner a programar y no había ningún problema.

Mosaic: ¿Las obras que llegan a OFFF son trabajos de equipo o trabajos individuales?

H.A: La mayoría son de personas concretas. Gran parte de ellas. Algunas, como mucho, están hechas entre dos personas como máximo. Pero la mayoría son trabajos individuales.

Mosaic: ¿A qué campos profesionales puede aplicarse el Flash? Normalmente siempre termina en el marco publicitario.

H.A: A ver, estoy convencido de que se tiene que empezar a aplicar el Flash a otros campos porque además creo que es ultra rentable.

Se está generando como un lenguaje, un “nuevo lenguaje” de llamémosle ‘Internet’ y se está empezando a aplicar, por ejemplo, en caretas de televisión o en video clips. Es un campo que no se está explotando todavía.

Si alguien me preguntara ahora mismo de qué montaría un negocio si supiera manejar todo este tipo de cosas: video digital, flash, …, respondería que de hacer video clips y spots publicitarios absolutamente, ¡ya! De cabeza, me iría a por eso.

Por ejemplo, en nuestro proyecto de Houyhnhnms lo hemos demostrado un poco. Basado en spots publicitarios, le pedíamos a la gente que creara un anuncio con una frase de un producto totalmente inventado, que no es nada y que no significa nada. Ahora miras las cosas que hemos recibido y te sorprendes. Hay un potencial que te mueres. Es impresionante y no se está explotando lo suficiente.

Barcelona, ¿sede del diseño?

Mosaic: ¿Habéis pensado trasladar el festival a otras ciudades? ¿Hacerlo itinerante?

H.A: A ver, el tema de festival itinerante es como una lucha interna entre nosotros. Nos apetece muchísimo y hemos recibido propuestas, por ejemplo, de montarlo en Latinoamérica, concretamente en Méjico. Nos encantaría poder hacerlo, lo que pasa es que montar un OFFF en Méjico significa montar un equipo en Méjico para que organice el festival. Un equipo en todos los niveles, porque aunque funciones a través de la red, montar la producción del evento físico durante tres días, encontrar el dinero, todo este tipo de cosas supone muchísima planificación. Se me hace una montaña, la verdad. Pero sí, si que nos gustaría poder llegar a hacerlo algún día.

Mosaic: ¿Creéis que Barcelona puede haber supuesto en algún momento un valor añadido?

H.A: Creo que sí. Estoy convencido de que hemos tenido un poder de atracción por el hecho de ser en Barcelona. Además después de la edición del OFFF, muchos de los que vinieron al festival, de fuera, como que les entraban ganas de venirse e instalarse aquí. Y están viniendo. Algunos de ellos ya se están montando en Barcelona con sus proyectos y sus movidas. Y creo que sí. Creo que ahora, como que tiene un cierto poder de atracción hacia el campo del diseño y el flash y el diseño de web.

Mosaic: Así que, ¿podría considerarse Barcelona como centro de creación?

H.A: Creo que se está quedando un poco con ese nombre. Al menos en el campo del diseño en que nosotros nos movemos. Fuera ya no salgo. Ahora todos tienen la visión de que Barcelona es un sitio muy interesante al que ir y en el que montar tu proyecto.

Por ejemplo, no hace mucho, la gente de THREEOH, que es uno de los portales que nos apoya y que el año pasado estuvo con nosotros, (creó toda la imagen del festival), durante este año se han estado debatiendo entre mudarse a Tokio o a Barcelona para montar sus historias y nos pidieron opinión. Estaban casi convencidos de venir a Barcelona pero nos preguntaron y les dimos una idea de lo que era vivir en Barcelona. La respuesta fue, a los 5 minutos, ‘vamos a Barcelona’. Ya!

Mosaic: ¿Qué otras ciudades son consideradas capital del diseño?

H.A: San Francisco, que ha sido siempre la referencia. Vancouver, creo que en Vancouver se están haciendo muchísimas cosas. Y no sé, así como ciudades referencia, ahora mismo San Francisco, Vancouver y NuevaYork siempre, evidentemente.

Mosaic: ¿Cómo crees que está el mercado, el negocio del multimedia en Barcelona?

H.A: A ver nosotros dejamos de trabajar en esto hace ya como año y medio, con lo cual el tema del mercado y cómo están funcionando ahora mismo las empresas de diseño de web sites no lo tengo muy a la mano. Pero, cuando empezamos con ABSOLUCA, que éramos como un microchip allí súper pequeñitos, nos planteamos si realmente teníamos alguna competencia, a nuestro nivel. Resultaba casi imposible encontrar una respuesta.
No hace mucho, hará un año o dos, todo el mundo se dedicaba a hacer diseño de webs. Estaba de moda. Esto tenía que desaparecer y quedarse más o menos lo consolidado, la gente que verdaderamente se está dedicando a hacer este tipo de trabajo.

Ahora creo que estamos en el punto en que se están asentando las empresas que se han mantenido durante este proceso de boom y luego de caída, porque se han cerrado muchísimas. Empresas gordas que se instalaron en Barcelona, como LostBoys, que empezaron con ciento y pico empleados y cuatro plantas de un edificio, ahora se han quedado con 40 empleados. Y creo que las pequeñitas sí funcionan.

OFFF, un festival personal y accesible

Mosaic: ¿Estáis satisfechos de los resultados del año pasado?

H.A: Sí, sí, absolutamente. Estamos muy satisfechos. Como te contaba antes recibimos cantidades de e-mails felicitándonos. Además era muy gratificante porque habíamos sufrido muchísimo. Terminamos el festival con unas deudas que nos sobrepasaban y para nosotros fue terrible. Recibir toda esa respuesta después era decir, “¡No podemos dejarlo ahora! Tenemos que tirar adelante como sea porque hay que estar con toda esta gente que nos apoya”.

Mosaic: ¿Os asusta cómo puede salir todo este año?

H.A: La verdad es que no. A mi no me asusta lo que pueda pasar este año porque montamos el festival como queríamos y sintiendo lo que sentíamos. Y este año hemos hecho lo mismo. Hemos contactado de la misma manera con la gente, percibimos el mismo entusiasmo que el año pasado. Creo que todo se está manteniendo en el mismo nivel con la diferencia de que este año va a ser mucho más cómodo para todos, porque vamos a poder estar juntos en un mismo sitio. Con todas las cosas ocurriendo al mismo tiempo y además va a estar un poco mejor montado. Con lo cual, sinceramente, no me da miedo. De hecho, estamos muchísimo más relajados.

Mosaic: ¿Tenéis más público en el espacio físico de celebración del festival o on-line?

H.A: On-line, sin ninguna duda.

Mosaic: ¿Qué es lo que más os gusta del festival? Lo más importante para vosotros.

H.A: Creo que lo más importante es todo. Y para mi personalmente lo que más me satisface es que montando todo lo que hacemos, tanto las conferencias, como los talleres, como los clips seleccionados, como los clips fuera de concurso, las instalaciones que tenemos,…que todo esto forme un gran punto de encuentro de todos los que tenemos un mínimo de curiosidad por estas cosas. Porque una vez estás allí hay como un feeling muy interesante que te da como ganas de hacer cosas. Ya sé que suena como una utopía, pero realmente es así, y se nota, y la gente lo nota. El año pasado, cuando terminó el festival, recibimos mails de gente que nos daba las gracias por haber montado OFFF. Nos decían que había cambiado su vida, su forma de ver las cosas. Sucedió así, ¡como te lo cuento! Y esto es muy interesante.

Mosaic: Sería un espacio donde enviar lo que no puedes mostrar en ninguna otra parte, ¿no?

H.A: Claro, además nosotros estamos siempre abiertos a todo e intentamos ser lo más accesibles posible. No nos interesa el personaje de ‘fama’. Ni a mi ni a mis compañeros nos va el rollo de: “Hola, soy el Director del OFFF y a mi no se me puede ni escribir” NO. “Yo soy Héctor, que hago lo mismo que tú y si tienes algo que decir, o quieres enseñarme, mándamelo por mail que yo me lo miraré y te diré lo que me parece”. Y así funcionamos. Y yo estoy por el festival, hablando con todo el mundo y totalmente accesible y al mismo nivel que todos los que estamos allí. Y eso es lo que me gusta. Y disfruto muchísimo con esto.

Mosaic: ¿Crees que si esto avanza vais a poder conservar este trato personal que tanto os interesa? Poder dar respuesta a todos los e-mails, … Muchas veces en el mundo de la empresa es lo que echas de menos, lo que falta.

H.A: Pues sí, se tiene que mantener. Yo creo que el trato tiene que ser así y es una de mis prioridades como responsable, más o menos, del festival. Este trato con la gente se tiene que mantener absolutamente, por encima de todo. En el momento que desaparezca, ya no será el OFFF. Si algún día no podemos mantenerlo, dejaremos de hacer el festival, y ya está.